El Niño volverá en 2023 y podría batir un récord de temperatura

Se prevé que El Niño regrese en 2023 y podría establecer un nuevo récord de temperatura.

Es probable que se desarrolle un fuerte fenómeno de El Niño hacia finales de año.

Este fenómeno meteorológico mundial se produce cuando las aguas del Océano Pacífico se calientan mucho más de lo habitual.

El mes pasado fue el segundo más caluroso registrado en el planeta y podría indicar que 2023 será el más caluroso de la historia.

Los científicos predicen que el mundo podría alcanzar un nuevo récord de temperatura media en 2023 o 2024 como consecuencia del cambio climático y el regreso del fenómeno meteorológico El Niño.

Después de tres años de La Niña en el Océano Pacífico, que por lo general reduce ligeramente las temperaturas globales, el mundo experimentará El Niño, un patrón meteorológico más cálido, a finales de este año.

Durante El Niño, el viento que sopla hacia el oeste a lo largo del ecuador se ralentiza, lo que hace que el agua caliente se desplace hacia el este, creando temperaturas más cálidas en la superficie del océano.

El fenómeno de el niño y la niña
El fenómeno de el niño y la niña

Según la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA), la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA), la Agencia Meteorológica Japonesa y el Servicio de Cambio Climático Copernicus de la UE, sólo marzo de 2016 fue más cálido, un año que pasó a la historia como el más cálido jamás registrado en general.

El Niño se asocia normalmente con temperaturas récord a nivel mundial. Aún no se sabe si esto ocurrirá en 2023 o 2024, pero creo que es más probable que no

Explica Carlo Buontempo, director del Servicio de Cambio Climático Copérnico de la UE.

Explicó que, si bien el cambio climático provocado por el hombre contribuyó significativamente a ese récord, también influyó el fenómeno de El Niño, el más fuerte jamás registrado.

Después de tres años de La Niña, el análisis de la Oficina de Meteorología de Australia (BOM) sugiere que las temperaturas de la superficie del mar cruzarán el umbral de El Niño en agosto.

No es algo aislado: Los científicos confirman que 2022 fue el segundo año más cálido y el verano más caluroso de la historia de Europa. Los modelos climáticos pronostican una vuelta a las condiciones de El Niño a finales del verano boreal, y la posibilidad de que se desarrolle un El Niño fuerte hacia finales de año.

Este fenómeno climático podría tener efectos drásticos, desde olas de calor abrasador hasta tormentas más fuertes.

Los climatólogos predicen que El Niño afectará a las temperaturas globales, al tiempo y a la vida marina


¿Qué es El Niño?

El fenómeno de el niño
El fenómeno de el niño

El Niño es un fenómeno climático que se produce en el Océano Pacífico y que se caracteriza por un calentamiento inusualmente alto de las aguas en la región ecuatorial del Pacífico.

Este fenómeno se produce cuando los vientos alisios, que normalmente soplan hacia el oeste en la región ecuatorial del Pacífico, se debilitan o cambian de dirección. Esto permite que las aguas cálidas del oeste del Pacífico se muevan hacia el este, lo que provoca un aumento de la temperatura en las aguas superficiales del este del Pacífico.

El fenómeno de El Niño tiene un gran impacto en el clima global, ya que provoca cambios en los patrones de lluvia y temperatura en muchas partes del mundo. Por ejemplo, en Sudamérica, puede haber sequías en algunas regiones y lluvias torrenciales en otras. En otras partes del mundo, como en Australia y el sureste asiático, también se pueden experimentar sequías o inundaciones.


Vídeo: El Niño: ¿Qué es y cómo se forma?

El Niño es un fenómeno climatológico que surge de las variaciones en la temperatura del Océano Pacífico. La última vez que se formó El Niño fue hace cinco años.


Es importante destacar que el fenómeno de El Niño no se produce todos los años y que su intensidad puede variar de un evento a otro. Además, existe una relación inversa entre El Niño y su contraparte, La Niña, que se caracteriza por un enfriamiento de las aguas del Pacífico. Ambos fenómenos tienen un impacto significativo en el clima global y son objeto de estudio constante por parte de los climatólogos.

Los efectos del fenómeno de El Niño no se limitan solo a los patrones climáticos, sino que también pueden afectar la biodiversidad y la economía de las regiones afectadas. Por ejemplo, en el océano Pacífico, la corriente de Humboldt que fluye hacia la costa de Perú y Chile, trae nutrientes a la superficie del mar, lo que promueve la proliferación de vida marina.

El fenómeno de el niño y la niña
El fenómeno de el niño y la niña

Durante un evento de El Niño, esta corriente se debilita, lo que puede provocar una disminución en la población de especies como la anchoveta, que es una importante fuente de alimento y materia prima para la industria pesquera en la región.

Por otro lado, en algunas partes de África y Asia, un evento de El Niño puede aumentar la incidencia de enfermedades transmitidas por vectores, como la malaria y el dengue, debido a los cambios en los patrones de lluvia y temperatura.

El fenómeno climático de El Niño es responsable del aumento de las temperaturas globales y del agravamiento de los fenómenos meteorológicos extremos. Está causado por temperaturas oceánicas y vientos en el Pacífico que oscilan entre el calentamiento de El Niño y el enfriamiento de La Niña.

Ya se prevé que este año sea más caluroso que 2022 y el quinto o sexto más caluroso jamás registrado. Los efectos de El Niño tardan meses en notarse y pueden hacer que 2024 bata récords de temperatura.

El año más caluroso del mundo registrado hasta ahora fue 2016, coincidiendo con un fuerte fenómeno de El Niño, aunque el cambio climático ha impulsado las temperaturas extremas incluso en años sin este fenómeno.

Los últimos ocho años han sido los ocho más calurosos registrados en el mundo, lo que refleja la tendencia al calentamiento a largo plazo provocada por las emisiones de gases de efecto invernadero.

Si se desarrolla El Niño, es muy probable que 2023 sea aún más caluroso que 2016, teniendo en cuenta que el mundo ha seguido calentándose mientras los seres humanos siguen quemando combustibles fósiles, afirman los  expertos.


El fenómeno de el niño y la niña
El fenómeno de el niño y la niña

¿Cómo afecta El Niño al clima?

El fenómeno de El Niño tiene un impacto significativo en los patrones climáticos en todo el mundo. Durante un evento de El Niño, se produce un calentamiento inusual de las aguas del Océano Pacífico, lo que provoca una serie de cambios en la atmósfera que afectan el clima global.

• El niño en Sudamérica

Uno de los efectos más notables de El Niño es el cambio en los patrones de lluvia en muchas partes del mundo. En Sudamérica, por ejemplo, se pueden experimentar sequías en algunas regiones y lluvias torrenciales en otras.

• El niño en Australia y el sureste asiático

En Australia y el sureste asiático, también se pueden experimentar sequías o inundaciones, dependiendo de la intensidad del evento de El Niño.

• El niño en Estados Unidos

En los Estados Unidos, El Niño suele provocar un clima más cálido y húmedo en el sureste del país, mientras que el oeste puede experimentar condiciones más secas y cálidas.

• El niño en Europa

En el norte de Europa, El Niño puede provocar un invierno más suave y húmedo, mientras que en el sur de Europa puede haber un invierno más seco y cálido.

Como consecuencia, el mundo se enfrentará a olas de calor más intensas, estaciones cálidas prolongadas y tormentas más potentes.

• El niño en Indonesia

En Indonesia experimentarán probablemente un tiempo más caluroso y seco, con una mayor posibilidad de incendios forestales.

• El niño en India y Sudáfrica

Los monzones en la India y las lluvias en Sudáfrica podrían reducirse, mientras que África oriental podría sufrir más lluvias e inundaciones.

• El niño en Hawái

El Niño también aumenta la actividad de los huracanes en el Pacífico, lo que significa que lugares como Hawái correrán el riesgo de sufrir ciclones tropicales.


Vídeo: Fenómeno del niño: Pronóstico temporada de huracanes 2023

Estamos cerca del inicio de la temporada de huracanes 2023 en el Pacífico Mexicano y Centro América, inicia este 15 de mayo y existe mucha incertidumbre en si será mas activa de lo normal por el fenómeno del niño y el calentamiento de las aguas. y por otro lado estaremos analizando las aguas del Atlántico que también están más cálidas de lo habitual, esto puede dar paso a la formación de mas ciclones tropicales al inicio de la temporada que por tal motivo los residentes en el Caribe y Centro América deben prepararse para la llegada de Tormentas tropicales


Además de los cambios en los patrones de lluvia y temperatura, El Niño también puede afectar la frecuencia e intensidad de los fenómenos meteorológicos extremos. Por ejemplo, durante un evento de El Niño, se puede producir un aumento en la cantidad y la intensidad de los ciclones tropicales en el Pacífico y en el Atlántico.

Es importante tener en cuenta que el impacto de El Niño en el clima varía según la intensidad del evento y la ubicación geográfica. Sin embargo, en general, El Niño tiene un impacto significativo en los patrones climáticos en todo el mundo y es objeto de estudio constante por parte de los climatólogos para comprender mejor sus causas y efectos.

Esto produce, como hechos dicho, un clima más seco y cálido en el norte de EE.UU. e intensas lluvias e inundaciones en la costa del Golfo y el sureste del país. En Europa, puede provocar inviernos más fríos y secos en el norte e inviernos más húmedos en el sur.

Durante el fenómeno, la temperatura global aumenta unos 0,2 grados centígrados, según la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA).

Esto podría significar la ruptura del límite crucial de 1,5 grados centígrados de calentamiento global.

La probabilidad de que en el próximo quinquenio el primer año se sitúe en 1,5 grados Celsius es ahora de aproximadamente 50/50


¿Cómo afecta El Niño a la vida marina?

¿Cómo afecta El Niño a la vida marina?

El Niño también pone en peligro la vida marina a lo largo de la costa del Pacífico. En condiciones normales, un fenómeno conocido como «afloramiento» trae agua fría y rica en nutrientes desde las profundidades del océano.

Cuando se produce El Niño, este proceso se suprime o se detiene por completo. Esto significa menos fitoplancton a lo largo de la costa, lo que se traduce en menos alimento para ciertos peces.

El fenómeno de El Niño tiene un impacto significativo en la vida marina en el Océano Pacífico. A continuación, te ofrecemos una descripción esquemática de los efectos de El Niño en la vida marina:

    • Cambios en las corrientes oceánicas: durante un evento de El Niño, se produce un calentamiento de las aguas del Océano Pacífico que puede alterar las corrientes oceánicas, lo que a su vez puede afectar la distribución de nutrientes y la vida marina en la región.
    • Disminución de la productividad biológica: el calentamiento de las aguas superficiales del Pacífico puede provocar una disminución en la productividad biológica en la región. Esto se debe a que el calentamiento de las aguas puede reducir la cantidad de nutrientes disponibles para los organismos marinos.
    • Mortandad de organismos: el calentamiento de las aguas también puede provocar la muerte de organismos marinos sensibles a los cambios de temperatura, como los corales y las algas. Las aguas más cálidas provocan el blanqueamiento de los arrecifes de coral, que corren un mayor riesgo de morir de hambre.
    • Cambios en la distribución de especies: durante un evento de El Niño, es común que se produzcan cambios en la distribución de especies marinas. Algunas especies pueden desplazarse hacia áreas más frías o cálidas, mientras que otras pueden desaparecer temporalmente de la región.
    • Aumento de la pesca: en algunas áreas, un evento de El Niño puede aumentar la pesca, ya que la disminución de la población de especies sensibles a los cambios de temperatura puede hacer que otras especies, como la sardina, se vuelvan más abundantes.
    • Impacto en la economía: la pesca es una actividad económica importante en muchas regiones del mundo, por lo que los cambios en la vida marina durante un evento de El Niño pueden tener un impacto significativo en la economía local.

En marzo, los científicos constataron que la temperatura global de la superficie del mar había alcanzado un nivel récord. Es probable que El Niño agrave la situación.


¿Se acerca el fin de la sequía en España?

¿Se acerca el fin de la sequía en España?

Aunque el fenómeno de El Niño puede estar asociado con cambios en las tendencias de las precipitaciones, esto trae tanto buenas como malas noticias. Por un lado, se espera que el cambio de tendencia pueda implicar una mayor cantidad de precipitaciones, lo cual sería muy beneficioso para España en este momento.

Sin embargo, el fenómeno también se vincula con episodios meteorológicos extremos que pueden limitar nuestra capacidad para aprovechar el agua de las precipitaciones y, además, pueden tener graves consecuencias para la vida humana.

Es importante tener en cuenta que cada episodio de El Niño es único y que el aumento de las temperaturas promedio también puede generar sequías en algunas regiones del mundo. Aunque los episodios húmedos o secos son habituales en diferentes partes del mundo, España no muestra un patrón definido en este sentido.

El Niño-Oscilación del Sur es el fenómeno meteorológico que da lugar a esta fase de ENSO y está vinculado con temperaturas superiores a la media en las aguas superficiales del Pacífico tropical. Se ha observado un aumento significativo en estas temperaturas desde febrero de este año, especialmente en la costa sudamericana.

El Niño es uno de los dos fenómenos que conforman El Niño-Oscilación del Sur, siendo el otro La Niña. Los ciclos de ENSO tienen una duración variable y actualmente nos encontramos en una situación de equilibrio, a medio camino entre estos dos puntos de la oscilación. Sin embargo, los expertos creen que pronto entraremos en un nuevo episodio de El Niño.

Los episodios de El Niño duran entre nueve y doce meses y se repiten en ciclos irregulares de entre dos y siete años, durante los cuales El Niño y La Niña tienden a alternarse.

El Niño se producirá después de tres episodios consecutivos de La Niña en los últimos años, lo que ha afectado notablemente a la meteorología en España.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que La Niña es un fenómeno «frío», en contraste con El Niño, lo que significa que, ya sea con El Niño o en una situación «neutral», es probable que las temperaturas aumenten este verano.

Los periodos de sequía se prolongan durante tres años, la buena noticia es que realmente ya llevamos desde mayo del año pasado 


Si bien los expertos aún no pueden predecir con exactitud la intensidad del fenómeno, algunos modelos indican que podría ser particularmente fuerte. Esto podría significar que 2023 sea uno de los años más cálidos registrados hasta la fecha, lo que tendría consecuencias significativas para el medio ambiente y las personas.

Pero, ¿qué piensas tú al respecto? Nos encantaría saber tu opinión sobre este tema y cómo crees que podría afectar al mundo en general. Siéntete libre de dejar tus comentarios al final del artículo y compartir tus ideas con la comunidad.

Como siempre, es importante recordar que el cambio climático es un tema complejo que requiere la colaboración de todos para encontrar soluciones efectivas. Tu opinión es valiosa, así que no dudes en compartirla. ¡Esperamos leerte pronto!

4.9/5 - (49 votos)

Últimos artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

catorce − 13 =