Fomentamos en la sociedad los Objetivos de Desarrollo Sostenible - Agenda 2030

El biocombustible en España ya es una realidad, bajo la marca Repsol, según SyA Instalaciones

/COMUNICAE/

Este combustible, sostenible y producido a partir de residuos en la refinería de Petronor, ha sido usado para realizar un primer vuelo Madrid-Bilbao de Iberia, con un Airbus A320neo, y ha supuesto un gran paso hacia la descarbonización del sector, suponiendo una reducción de emisiones de 1,4 toneladas de CO2 a la atmósfera

La compañía española de combustibles Repsol, de la cual SyA Instalaciones, empresa especializada en sistemas de calefacción ubicada en Benabarre, es distribuidora oficial, ha logrado junto a otra de las grandes compañías del sector de la aeronáutica como es Iberia, fletar el primer vuelo nacional de bajo impacto medioambiental, gracias al uso del biocombustible producido en España a partir de resi­duos en la refinería de Pe­tronor, ubicada cerca de Bilbao y perteneciente al Grupo Repsol.

El avión, un Airbus A320neo con capacidad para 180 pasajeros, cubrió el pasado 4 de noviembre la línea Madrid-Bilbao el vuelo más “verde” de la historia de la aviación española, pues gracias al biojet y a las propias características del Airbus (actualmente uno de los más eficientes del mundo, equipado con motores CFM de tipo Leap-1a, que lo hace ser un 50% más silencioso y respetuoso con el medioambiente pues emiten 5.000 toneladas menos de CO2 al año y un 50% menos de NOx), se ha logrado reducir la emisión de 1,4 toneladas de CO2, contribuyendo así a la reducción de la huella de carbono y dando un paso más hacia la descarbonización del sector de la aviación.

Repsol ratifica con este nuevo avance su compromiso con el medioambiente y con el Acuerdo de París, para limitar el aumento de la temperatura global por debajo de los 2o. Repsol impulsa el uso de los combustibles sostenibles, además de realizar otros proyectos de eficiencia energética generación de electricidad baja en emisiones, hidrógeno renovable, economía circular, combustibles sintéticos y captura, uso y al­macenamiento de CO2.

Estos son objetivos basados en la economía circular, una estrategia que la empresa lleva a cabo desde 2018 en más de 230 iniciativas, y con la ambición de utilizar tres millones de toneladas de residuos anualmente en 2030 como materia prima para sus productos. No se pueden dejar de lado estos objetivos, pues viendo el rumbo que esta compañía está tomando y las inversiones que realiza en materia de medioambiente, las garantías que pueden ofrecer las compañías distribuidoras oficiales de Repsol, como SyA Instalaciones, a consumidores que quieran formar parte de este compromiso con el medioambiente, son muy altas.

Formar parte de la familia Repsol pasa a ser sinónimo de responsabilidad medioambiental, de eficiencia energética, de cero emisiones, de reducción de la huella de carbono, de avance hacia un futuro sostenible y tecnológicamente responsable.

Fuente Comunicae

Valora este artículo, gracias
Fomentamos los Objetivos Desarrollo Sostenible Agenda 2030